Día 185: Va de sombreros



 
Parka: Stradivarious. Jersey: Zara. Pantalones: H&M. Botines: Vía Spartoo. Sombrero: H&M.



La verdad es que apenas había comprado ropa aquí, pero a la vuelta de Navidades, con todo en rebajas y buscando cosas de abrigo acabe cayendo. Un poco por aquí, otro poco por allá. Una de esas compras fue este sombrero, pero no pude evitarlo, fue verlo, probármelo y querer llevármelo conmigo


Y tengo ya demasiadas ganas de buen tiempo, que siento que llevo en invierno media vida y me sobran semanas de nieve. Quiero poder quitarme abrigos, jerséis, botines. Pero de momento parece que sin prisa…


bloglovin

Día 183: Mi primera vez viajando sola (dirección Berlín)


Quería ir a Berlín. Es más tenía ganas de ir desde el semestre pasado. ¿Sabes cuándo se te mete una idea en la cabeza y no puedes sacarla de ahí? Acabas llevándola a cabo. Y tenía que ir, no había excusas. Me sabía ya de memoria los horarios de autobuses y tenía elegido el hostal dónde dormir. Solo necesitaba alguien con quien ir. La gente o ya había estado, o tenía otras prioridades, o clase, o simplemente, no tenía ganas, por lo que volvía a quedarme sin ir otro fin de semana largo más. Y al final la idea de ir sola a Berlín se me vino a la cabeza. Me di cuenta en Estocolmo: viajar sola no tiene por qué ser tan malo, solo tienes que pensar en que quieres tú. 


Asique me decidí, un día antes, que ese fin de semana largo me iba a ir a Berlín. Y ya está lo hice. Y no voy a mentir, tenía miedo de perderme (porque si no lo sabéis tengo una orientación nula), pero no me daba miedo ir sola. Ya en el autobús me di cuenta: ¿Qué mejor compañía que la tuya propia? Y simplemente empecé a disfrutar. 


No me perdí. De verdad, en ningún momento. Fui capaz de entender el mapa, de moverme por el metro, de hacer y ver todo lo que quería. Pero lo sorprendente fue que este viaje de solitario no tuvo nada. Conocí a gente estupenda con la que compartí todo mi viaje. Porque no sé si esa será otra de las ventajas de viajar sola, que estas más abierto, más dispuesto, con más ganas. Y ahora mismo solo tengo la sensación de felicidad por haberme permitido disfrutar de esta experiencia y no haberme dejado vencer por el miedo o las dudas.  


Y Berlín grandioso, histórico, cultural. Pero lo siento por esta gran ciudad, este viaje sobretodo lo recordaré por haber sido destino de mi primer viaje sola. 









bloglovin

Día 177: ¿Volviendo a la rutina?




Abrigo: Blanco. Jersey: H&M. Camiseta: Blanco. Vaqueros: H&M. Bolso: H&M. Calzado: Spartoo

Vuelta a la rutina de las clases, de las lecturas obligatorias, de las reuniones de grupo, de las presentaciones. Vuelta a las horas en la biblioteca y el acostarse tarde. De vestirme con básicos: Jersey, vaqueros y botines. De lunes a miércoles estudiar sin fin, y de jueves a domingo a disfrutar. Not bad. 


Hacer planes poco a poco e ir cumpliéndolos. Rozar la felicidad con la punta de los dedos. Viajes, viajes y más viajes.



bloglovin

Día 175: Domingo en casa y sin prisa




Chaqueta: Vintage Shop Estocolmo. Vestido: Monky. Botines: Vía Spartoo. Cuello: Ginatricot. Bolso: Blanco. 


Levantarme pronto (para variar). Ducharme, desayunar y vestirme sin pensarlo demasiado. Vestido, botines… y para ir abrigadita mi nueva chaqueta (si, que es de chico y enorme, pero es tan calentita; un buen recuerdo de Estocolmo, sin duda). Y pasar el resto del día en casa, tranquila, sin prisa. Poner lavadoras, hacer la comida, recoger, ordenar. Descansar viendo una película. Disfrutar del tiempo, aprovechándolo, despacio. Un descanso antes de comenzar mi pequeña rutina.

Y acompañar mi día con música, y cantar alto, bien alto, sin que nada importe.



bloglovin

Día 172: Blanco Escotolmo





Abrigo: Venca. Chaqueta de lana: Zara. Jersey: Zara. Pantalones: H&M. Botas de agua: Hispanitas.

Ya está. Ya volví. Ya estoy otra vez intentando acostumbrarme a estar aquí. Estocolmo. Preciosa ciudad. Preciosa cubierta de blanco y nevando. Preciosa de día, y aún más preciosa de noche. Y preciosa con sus islas, sus canales, sus edificios majestuosos, sus pequeñas tiendas, sus detalles. Toda ella, preciosa. Y yo, enamorada.


bloglovin

Día 166: Otro destino

Capa: Pieces. Chaqueta de lana: Zara. Pantalones: H&M. Botines: vía Spartoo. Bolso: Blanco.

Otra maleta, otro vuelo, otro destino. Adiós otra vez, pero por poquito. Maleta hecha y dentro ropa de abrigo. Y esta vez, ¿A dónde nos vamos? 

Y mientras tanto, estos días, de vuelta a la rutina (pero despacito), bien abrigada y con buen calzado para moverme entre la nieve. Y evitar tentarme por las rebajas en Dinamarca, pero dejándome caer un poquito. 


Nuevas metas, nuevas ilusiones.

bloglovin